VALSEQUILLO HONRA A RAMONCITO “EL FUEGUISTA”

  • El grupo de gobierno del consistorio municipal de dedica un mosaico al fundador de la Pirotecnia San Miguel

“Manos de artista incansable de Ramoncito el fueguista…” Así comienza la décima que reza en la placa que el Ayuntamiento de Valsequillo de Gran Canaria, descubrió ayer en honor a este pequeño gran hombre. Un reconocimiento a D. Ramón Martel Dávila, conocido cariñosamente por todos como “Ramoncito el fueguista” quien, rodeado por sus familiares, las autoridades políticas del municipio y numerosos vecinos y vecinas descubrió un monolito a la entrada del barrio donde vive en su honor. Una dedicatoria a este gran artesano de la pirotecnia, que ha llevado el nombre de Valsequillo por todo el mundo con sus espectaculares fuegos artificiales.

Ramoncito, el artista de la pólvora, el color y la creación, conseguía que el silencio del público ante su obra sólo lo rompiera el compás de las explosiones armoniosas con las que iba pintando el cielo de Valsequillo y de infinidad de rincones del mundo como Telde, Agüimes, Tejeda, Las Palmas, Alicante, Barcelona o Cienfuegos, en la mismísima Cuba, convirtiéndose en el mejor embajador de Valsequillo. Un artesano de la pólvora que aprendió de su madre esta labor y cuyo buque insignia son las palmeras canarias que nunca faltan en sus espectáculos y que, a partir de ahora, también le acompañarán en esta rotonda hecha en su honor.

Un hombre que ha conquistado el corazón de sus vecinos y vecinas con su humildad, sencillez y solidaridad. Siempre sonriente no es de extrañar que cuando te saluda por el pueblo te se saque del bolsillo un caramelo y te lo ofrezca para endulzarte el día. Un hombre que, ya retirado, dedicaba un día a la semana para ir al hospital a visitar a los vecinos y vecinas que allí se encontraban ingresados. Un gesto que describe su grandeza como persona, una persona humilde que siempre tiene un gesto agradable para todo el mundo.

Valsequillo honra así a un hombre bueno, un maestro artesano que con sus obras de arte nos ha hecho soñar a todos iluminando muchas de nuestras noches.

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.


*